fbpx
Spread the love

La sordera o disminución de la capacidad auditiva es una afección que poseen aproximadamente  275 millones de personas alrededor del mundo, según la Organización Mundial de la Salud. Estos problemas de audición en algunos escenarios puede ser resuelto con la colocación de un audífono que ayudan a las personas con sordera comunicarse mejor o escuchar en cierta medida.

plomero

Funcionamiento de  audífonos para sordera

Los oídos están conformados por tres partes, una externa que incluye la oreja y el conducto auditivo, una media que incluye la cadena de huesecillos junto al tímpano y una parte interna que contiene la cóclea y células ciliadas que son los que dan la audición. Bien sea un problema en el oído medio o interno, un audífonos para sordos puede ayudar. 

Básicamente los audífonos, desde su primer inventor Miller Reese Hutchison en 1898,  poseen los mismos componentes, micrófono, un amplificador y un altavoz.  El micrófono va a captar los sonidos y los convierte en señales eléctricas que pasarán por el amplificador. Una vez en el amplificador, como su nombre lo dice las amplificará, es decir, las hace más fuertes para enviarla al oído a través del altavoz.

Los audífonos pueden configurarse y graduarse para permitir que algunos sonidos sean más o menos perceptibles, sin alterar el sonido de otros que ya pueden estar aumentados. Es importante señalar que los audífonos o auriculares para la sordera no harán que se tenga una audición perfecta, pero ayudará enormemente a desenvolverse en la vida cotidiana, pues sonidos como el de una llamada de teléfono o el timbre de la casa pueden ser diferenciados. 

¿Quién necesita un audífono o amplificador de sonido para sordos?

Todo aquel que tenga un problema de audición o que posea zumbidos constantes deben acudir a un médico primeramente, luego este decidirá si es necesario o no ir a un especialista de la audición llamado audiólogo. Estos especialistas serán los que determinen el tipo de problema de audición que se tiene, si es sensorial o conductivo y si un audífono o amplificador de sonido para sordos es necesario.  

Las pruebas con el audiólogo consisten en identificar sonidos y diferentes tonos con unos audífonos. Determinar el grado de audición que posee. Con esto se determina la audición conductual, es decir, el oído externo y oído medio, que su principal función es conducir el sonido al oído interno. 

La otra prueba es para determinar cómo se encuentra el oído interno, por lo que utilizara un cintillo con una almohadilla vibradora para trasmitir sonidos a la cóclea. La principal función de este órgano es transformar las vibraciones del sonido en impulsos nerviosos que van al cerebro. Con esta prueba el audiólogo determinará si su sordera es sensorial. 

Cuando son niños, la CDC recomienda otras pruebas de detección y diagnóstico para la pérdida auditiva en los niños. Lo que se recomienda a menores de cuatro años de edad es realizar una audiometría pediátrica, que es más precisa y en muchos países es una prueba rutinaria al momento de nacer los niños. 

Cual sea el resultado de las pruebas realizadas, el audiólogo es el único que aconsejará cual tipo de audífonos para sordera es el adecuado y también si se viene beneficiado o no usando uno. El precio de audífonos para sordos puede variar dependiendo de la región, es algunos escenarios son algo costosos, pues la venta de audífonos para sordos suelen ser pocas y no tener variedad en cuanto a tipos. 

Tipos de audífonos para sordera

Los audífonos para la hipoacusia son varios, pueden existir los audífonos inalámbricos para sordos, los que poseen sistema análogos o digitales. A continuación los principales tipos. 

Audífonos análogos

Los audífonos para sordera tipo análogos son los tradicionales, utilizan un dispositivo que aumenta el volumen de los sonidos, llamado transistor. Por lo que todo sonido captado por el micrófono será potenciado. Se puede programar específicamente qué sonidos es necesario aumentar para la vida cotidiana. En cuanto a precio son mucho más económicos que los digitales, pero poco a poco han sido reemplazados por funcionalidad y tecnología. 

Audífonos digitales

Los  audífonos digitales son aquellos que poseen un microprocesador en su interior, por lo que el sonido que capta el micrófono será dividido y el microprocesador pueda identificar los tipos de frecuencias que posee el sonido, bien sea altas o bajas y pueda ser transmitido para que la persona escuche. Dependiendo de la dificultad que se tenga, se puede programar y ajustar en diferentes situaciones que se desenvuelva, por ejemplo en un bar, en un concierto o una tranquila habitación. 

Los audífonos de sordera son uno de los mejores inventos que muestran la empatía que posee la humanidad. Las personas con problemas de audición poseían una dificultad para la interacción y el desenvolvimiento de la vida cotidiana antes de la aparición de estos equipos, pero hoy en día muchas de estas personas se han visto beneficiadas por el uso de estos increíbles equipos. 


Spread the love