fbpx
Spread the love

Entre los aspectos de cuidado personal que mayor atención requiere se encuentra la higiene bucal. Considerando que el cuidado se lleva a cabo para mejorar la apariencia o salud, un déficit de la misma origina consecuencias terribles como caries, mal aliento, inflamación de encías e incluso puede afectar tanto la autoestima como la capacidad de comunicación del individuo.

Su importancia es tal que la Organización Mundial de la Salud indica “que puede limitar o repercutir a la persona en su bienestar psicosocial”. Es por ello que conservar una buena salud bucal tiene muchos beneficios que permiten incluso mejorar el desarrollo psicológico y autoestima.

Distintos estudios han presentado que una persona que mantiene una buena salud bucal e incluso una sonrisa sana, mejora su autoestima ya que aumenta la seguridad en ella. Por todo esto, a continuación, te presentamos 10 simples consejos para mantener una eficaz higiene bucal:

1.      Chequeo regular

Se debe asistir al dentista con regularidad, para detectar y tratar posibles problemas rápidamente. Considerando visitas de al menos una vez al año como mínimo, es posible controlar la aparición temprana de caries, problemas en las encías o boca por lo que puede ayudar a garantizar una buena salud oral de por vida.

2.      Cepillarse varias veces al día

Lo ideal, es que las personas se cepillen al menos tres veces al día por un periodo cercano de tres minutos. Se debe realizar luego de cada comida, aproximadamente 30 minutos después y considerando tener un cepillo de cerdas suaves, según los expertos. Todo esto ayuda a remover comida y evitar posibles maltratos en las encías. Igualmente es recomendable cepillarse antes de acostarse y al levantarse por la mañana.

3.      Usar dentífrico con flúor

Ante la cantidad de productos de higiene dental que existe en el mercado, desde pastas, enjuagues y cepillos, que permiten mantener una salud bucal, ¿Cuál escojo? Es recomendable por muchos expertos utilizar una pasta dentífrica con flúor, ya que ayuda a prevenir la aparición de caries. Este producto combinado con otros y un hábito regular de cuidado garantizará tener un buen resultado.

4.      Aprende a cepillarte

Para un correcto cepillado se deben realizar movimientos cortos, suaves y circulares alrededor de todos los dientes. No se debe pasar por alto distintas zonas como las líneas de las encías, los dientes que se encuentran al fondo de la boca, con difícil acceso y las zonas que rodean las coronas de los distintos dientes ya sea por la parte interna o externa de la encía.

Es recomendable no compartir el cepillo dental, ya que, al hacerlo se aumenta el riesgo de contraer infecciones para quienes lo comparten. Este punto es de especial importancia para aquellas personas que tienen sistemas inmunes comprometidos o enfermedades infecciosas.

5.      Reemplaza tu cepillo periódicamente

Al ser el principal instrumento para mantener la salud bucal, es necesario tener un cepillo íntegro. Es recomendable según los expertos renovar el cepillo dental cada tres o cuatro meses para así evitar posibles enfermedades periodontales.

6.      Importante el hilo dental

Es recomendable el uso diario de hilo dental, preferiblemente en la noche debido a la ausencia de salivación que favorece la acción de la placa bacteriana como lo recomienda Colgate.  Para ello desliza el hilo en el espacio que se encuentra entre la encía y el diente. Preferiblemente masajea suavemente el lado del diente en un movimiento de arriba hacia abajo.

7.      Enjuague ayuda mucho

Aparte de un cepillado continuo y el uso de hilo dental, usar enjuague bucal que contenga flúor es ideal para mantener la salud oral y evitar patologías e infecciones. Importante recordar que esto no sustituye de ninguna manera el cepillado, es un complemento.

8.      Dieta sana

Que las personas tengan conciencia en relación a lo que consumen, es fundamental para mantener una higiene bucal. Una alimentación variada y equilibrada ayuda a fortalecer el sistema inmune para que de esta forma se pueda defender ante cualquier infección bucal.

Justo después de comer, la boca se vuelve ácida, por lo que a medida que tengas más periodos de comida, más tiempo de acidez habrá en tu boca. Por lo tanto, es recomendable evitar comer entre horas y dulces después de las comidas para ayudar al cuidado de los dientes.

9.      ¿Los chicles ayudan?

Realmente usar chicles sin azúcar en particular los que utilizan xilitol como edulcorante puede servir en caso de que comas y no puedas lavar tus dientes. Muchos expertos coinciden en que el mejor agente anticaries que existe es la propia saliva del paciente. Por eso recomiendan tomar agua frecuentemente.

10. No abusar en blanqueadores

A pesar de ser útiles para darle luminosidad a los dientes, el uso excesivo de estos productos puede dañar el esmalte de las piezas, que como resultado final puede ocasionar una infección o posible carie.

Estos consejos están orientados a ayudar a cualquier persona a preservar su salud bucal, cuya importancia está más que clara alrededor del mundo. No se puede pensar que no pasará nada por saltarte un cuidado tan esencial como es el cepillado.  La salud es un regalo que debemos preservar, por lo que su cuidado ya es tarea de cada uno.


Spread the love